TransMilenio debe responder por muerte de un hombre al interior de un articulado

El Tribunal Administrativo de Cundinamarca ordenó a TransMilenio reparar por lucro cesante a la familia de un hombre que murió en el año 2012 al interior de un articulado. La entidad encontró vinculantes las relaciones de los daños patrimoniales causados a los familiares de la víctima a causa del accidente propiciado sin intencionalidad por el servidor del transporte.

Los hechos tuvieron lugar el pasado 14 de abril del año 2012, cuando un articulado frenó de manera imprevista al evitar chocar con otro vehículo de transporte, motivo por el que un hombre cayó y sufrió varios golpes de gravedad; el accidente produjo complicaciones renales en la víctima, lo que desencadenó en un estado de coma profundo y su posterior deceso el 15 de abril del mismo año.

Por lo anterior, la familia de la víctima instauró una demanda con radicación en el año 2014, siendo contestada seis años después por el Juzgado 59 Administrativo del Circuito Judicial de Bogotá y dictaminando una condena contra TransMilenio S.A y ordenando el pago de un reparación a los allegados del hombre fallecido. Sin embargo, en esta instancia no se determinó que debía existir el llamado lucro cesante por lo que el caso tuvo que ser nuevamente analizado.

El lucro cesante hace referencia al daño patrimonial y económico al que se expone un núcleo como consecuencia de un daño producido por un tercero; lo que en este caso se representaría en las afectaciones familiares derivadas del accidente ocurrido al interior del vehículo de transporte masivo.

Finalmente, el Tribunal decidió que TransMilenio tiene la obligación de brindar a sus pasajeros las garantías mínimas de prevalencia de su derecho a la vida e integridad física consagrado en el artículo 11 de la Constitución Política de Colombia; por lo que deberá reparar por lucro cesante a la viuda del hombre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.